Total crazy con que mi hijo coma verduras…

lo20estresante20de20la20alimentacioacuten20sana20o20coacutemo20comprar20sano20en20un20supermercado
Pero el definitivo definitivo… ))

Vale, al día mi hijo tiene que comer 400 gramos de verdura. ¿Como, por Dios y los santos, peso yo esto? Pero luego me acuerdo que hay que asegurar un porcentaje de hidratos, de proteínas y grasas y … esto ya se me desmadra. Supongo que es un punto que inquietaría a cualquier madre/padre que quiera empezar a tomar conciencia sobre su alimentación.

¿Cómo me aseguro que nuestra alimentación es sana y que recibimos todos las vitaminas y minerales necesarias? Además a diario… parece inalcanzable… pues, no lo es tanto.

Siempre partimos desde la base: nosotros no somos nutricionistas ni médicos y no tenemos ninguna educación alimentaria en los colegios. Cuando empiezas a indagar sobre ello, te abruma y te desquicia la cantidad inabarcable de información que además varía de una fuente a otra. ¿A quién creo?  O_o

Creo que el mejor consejo sería a ti misma. La verdad nunca está en los extremos, como “el estudio definitivo dice…” , “toma un penco de brócoli cada día y te verás enlucido”, ” tu dolor de cabeza viene del arsénico de arroz”... La lógica es lo primero.

Por ejemplo, es muy lógico que toda, absolutamente TODA, comida procesada no debe estar en nuestro carrito de la compra. El problema es que esta comida supone unos 70% (yo que sé el porcentaje, me lo invento, pero desde luego mucho) de todo lo que hay en el supermercado. Y siempre la gente viene con la pregunta ¿y qué como? Pues, aún te quedan muchas cosas, guapa. En el siglo pasado la apañaban con simples frutas, verduras, huevos, pescado y carne, ¿y de repente nos morimos de hambre sin embutidos loncheados, galletas hidrogenadas y bebidas burbujeantes? Así que separemos, nuestra adicción a lo procesado y colorido y nuestra necesidad de alimentación real. Admitímoslo, todos en voz alta, por favor. :))

Cuando has quitado de la lista toda esta porquería, pasas de hacer la compra con un carro grande a tirar del carrito de ruedines. No necesitas nada más. La mitad de la meta que parecía inalcanzable ya está conseguida. Ahora estás frente a los productos que te permiten llevar una alimentación saludable, tienes “la materia prima”, como lo llama Aitor Sánchez.

Este post finalmente no habla sobre cómo obligar al niño a comer las espinacas. Y eso porque el cambio en el plato de nuestros hijos EMPIEZA POR LOS PADRES. Exactamente esto es lo que cuesta más cambiar.

tus20hijos20comeraacuten20bien
No hay regla más fácil y milagrosa que ésta.

Las verduras para los más pequeños.

Hoy sólo quiero compartir un infográfico sobre cómo “esconder” la verdura en la comida para los que se nieguen rotundamente de hincar el tenedor en ella. Es una propuesta de la asociación de los padres de nuestro colegio. Espero que a alguien le sirve de inspiración.

comoesconderverdura